Concreto

El concreto moldea la fachada del mundo

Por: Mou D. Khamlichi
Actualizado el 25 de mayo de 2021
Si te gusta este post, compártelo con tu amigos

Desde las primeras construcciones realizadas en la antigüedad, hasta los procesos modernos utilizados hoy en día, el concreto ha estado presente. La construcción de las edificaciones evolucionó, en la misma medida que evolucionaron las mezclas de concreto empleadas.

Cada época histórica de la humanidad, ha tenido imponentes construcciones. El hombre ha dejado huella histórica, a través de las edificaciones. Pirámides, templos, palacios, puentes, acueductos, iglesias, rascacielos, entre otros.

El Origen del concreto

Pues bien, existe cierto debate sobre cuándo y dónde se utilizó por primera vez el concreto se sabe que el templo de Göbekli Tepe, que se encuentra en la actual Turquía se construyó con pilares en forma de T de piedra caliza tallada hace aproximadamente 12.000 años.

Además, los comerciantes del desierto utilizaron una mezcla que bien pudiera ser el predecesor del concreto actual para hacer cisternas de agua subterráneas hace unos 8.000 años. Por otro lado, hace años, los antiguos egipcios usaban yeso y cal para hacer morteros. Sin embargo, hay poca disputa de que las primeras personas en usar concreto de la forma en que lo hacemos hoy fueron los romanos.

Hagamos un recorrido histórico acerca del modo en que este material, esencial para las civilizaciones, surgió y se desarrolló hasta ser lo que es hoy día.

Concreto

Primeras edificaciones con el concreto

Las primeras ciudades fueron construidas cerca de las fuentes de agua. El concreto se usa desde el principio de las civilizaciones. Los sumerios, persas y babilonios, son los primeros en utilizar la piedra caliza como concreto. Mediante un proceso de cocción, mezclaban la piedra caliza con compuestos de animales.

La mezcla obtenida se le denominaba mortero, una mezcla moldeable de fácil manejo y adaptable a las necesidades de uso. Luego en la época de los egipcios, estás mezclas mejoraron.

Los egipcios se atrevieron a combinar otros componentes. Los ladrillos elaborados por los egipcios estaban formador por: piedra, arcilla, paja y arena. Años más tarde, el pueblo romano obtiene mezclas más duraderas.

Descubrimiento del concreto

Los romanos descubren el concreto, mediante la combinación de otros elementos como: los materiales volcánicos, la piedra caliza y las rocas. La mezcla obtenida la llamaron “opus cementerium”, y su principal característica era la durabilidad.

Seguidamente, los romanos crearon la técnica del concreto, es decir, insertaban barras de hierro en los cimientos. Este procedimiento disminuía el peso de las construcciones. El Partenón y El Coliseo fueron construidos con esta técnica. La técnica de concreto empleada por los romanos, se expandió por toda Europa. Luego de la caída del imperio, prácticamente desaparece la utilización de esta técnica.

Las grandes construcciones vuelven aparecer hasta el siglo XIII. Las pirámides de Machu Pichu en Perú y la pirámide Chichén Itzá en México, utilizaron mezclas de concreto para su construcción.

Concreto

Primeras grandes construcciones de concreto

La primera construcción grande de tiempos modernos realizada con el concreto, fue un puente fabricado en Francia en 1816. Louis Vicat mediante la mezcla de arcilla, cal y agua, construyó muros de hormigón. En 1825 nuevos métodos se emplearon en la edificación del canal de Erie en Estados Unidos.

En 1867, Londres se convierte en la primera ciudad, con sistema de alcantarillado. Todas las alcantarillas fueron fabricadas en concreto. A finales del siglo XIX, aparecen nuevos métodos y combinaciones de materiales, para la mezcla de concreto.

El concreto y su influencia en la revolución industrial

En plena revolución industrial Gran Bretaña, necesitaba la construcción de faros en los muelles. En 1759 el ingeniero Leeds, construye el faro de Cornuelles empleando nuevos materiales para producir el concreto.

Utilizó arcilla, piezas trituradas de hierro y cal, esta combinación de elementos, mostraba ser resistente al agua. Luego en 1824 aparece el “cemento portland” patentado en Estados Unidos. Esta invención fue adjudicada a Joseph Aspdin y James Parker (2).

Las primeras mezclas de cemento portland, se caracterizaban por ser de color gris oscuro. Los materiales utilizados para su elaboración eran, el carbón y la piedra caliza. A finales del siglo XIX, Isaac Johnson presenta una nueva mezcla de cemento o cemento moderno.

El cemento moderno y el uso de hornos rotatorios, impulso las construcciones en las grandes ciudades. En 1908 Alva Edison, fabrica casas de concreto en New Jersey. A partir de entonces, los métodos de construcción se modernizan y se extienden alrededor del mundo.

Concreto

Las sociedades modernas y su relación con el concreto

Actualmente los usos del concreto son infinitas, incluso está presente en hermosas piezas de arte. El concreto es parte fundamental, de la vida moderna. Solo basta con mirar a tu alrededor.

La versatilidad de este producto, lo convierte en un material altamente valorado. Se adapta a cualquier construcción, resistente al fuego, económico y duradero. Estas características lo han convertido, en el material de construcción número uno del mundo.

Sin duda alguna, las construcciones modernas seguirán usando el concreto. Y se emplearán nuevas técnicas y mezclas para optimizar su versatilidad.

Referencias:

https://www.oficemen.com/el-cemento/aportando-valor-a-la-sociedad/

www.arkiplus.com/historia-del-concreto/

www.honra2.com/blog/la-historia-del-cemento


Si te gusta este post, compártelo con tu amigos
Mou D. Khamlichi

Mou D. Khamlichi

Autor

Contenido Relacionado

Más contenido creado por nuestros autores