Termometro

El termómetro y su aporte a la humanidad

Por: Mou D. Khamlichi
Si te gusta este post, compártelo con tu amigos

El termómetro es una herramienta que funciona para medir la temperatura, ya sea de un sistema, un objeto o, en su uso más importante, en una persona. El saber la temperatura es de vital importancia en muchos sectores. Su nombre está compuesto por termo que significa calor y metro o medidor que alude al dispositivo de medición. Así pues, el significado de la palabra termómetro es bastante sencillo.

Cómo casi todos sabemos, los termómetros se utilizan para ver si una persona tiene fiebre o para indicarnos cuán caliente o frío se está afuera. El sector en el que se considera más importante el uso del termómetro a la hora de medir la temperatura es en el ámbito médico, para determinar la temperatura de las personas al momento de realizar diagnósticos.

Sin embargo, sus usos son mucho más variados que esto. Por ejemplo, en la distribución de alimentos el control de la temperatura en los alimentos de cadena fría es fundamental para garantizar la calidad del producto. En otros sectores se pueden utilizar para la investigación científica y fabricación de medicamentos.

Historia del termómetro

En la creación de la invención del termómetro hay varios nombres importantes implicados. Y no se tiene una certeza exacta de su creador definitivo, pero veamos cuáles son esos nombres que a través de la historia participaron en la creación del termómetro.

Su existencia data desde la época de Hipócrates, cuando se utilizaba la mano para detectar el frío o calor corporal para determinar si la persona estaba enferma. Ya en ese entonces era sustancial la medición de la temperatura. Pero la primera medición de temperatura, se debe al inventor italiano Galileo Galilei.

Se le conoció a la invención de Galileo Galilei, como termoscopio y a este se le considera el predecesor del termómetro. Data de 1592 y este invento consistía en la medición de temperatura, determinando si hacía calor o frío, sin embargo, este invento carecía de escala. Su diseño consistía en un tubo de vidrio y esta tenía una esfera cerrada, el extremo que quedaba abierto y que era utilizada para introducirla dentro de una mezcla de agua, y alcohol.

A partir de aquí hay un camino largo pero muy innovador hasta llegar al termómetro de hoy en día conocemos. El doctor italiano Santorio Santorio fue uno de los tantos científicos que se vieron involucrados en la mejora del termómetro. Este inventó el primer termómetro oral. Luego de esto el crédito de quien agregó una escala de medición se reparte entre Santorio, Christiaan Huygens y Francesco Sagredo.

De esos tres nombres el de Santorio es al que más evidencias científicas lo respaldan apuntando que fue el primero en hacer un termómetro. Esta escala iba desde el punto de ebullición del agua y el punto de congelación.

Termometro

El termómetro en la era moderna

Luego de esos primeros pasos del termómetro, no fue hasta 1709, que el físico, Daniel Gabriel Fahrenheit, inventara el termómetro de alcohol y posteriormente en 1714, inventó el termómetro de mercurio.

El termómetro de mercurio es aún usado hoy en día aunque hay lugares, como en España, donde se retiró del mercado por su contenido contaminante. En 1724 Fahrenheit presente la escala de medición de temperatura que lleva su apellido. Esto con el objetivo de tener una medición de temperatura mucho más precisa.

Para dejar en claro cuál era el punto de congelación y el punto de ebullición Fahrenheit, estableció que los 32 grados F, significaba el grado de congelación. Y al otro extremo podemos encontrar el punto de ebullición del agua, en unos 212 grados F.

En el mismo proceso de poder definir las temperaturas, Fahrenheit quiso establecer cuál era la temperatura de un ser humano sano. Al realizar las mediciones estableció que la temperatura de 100 grados F era la temperatura del cuerpo, esta temperatura luego recibió unos ajustes y quedo en 98,6 grados F.

La era Celsius

Luego de Fahrenheit aparecieron otras mediciones de temperatura. Tal es el caso de la escala Celsius, o como también se le llego a conocer centígrados. Así fue como Anders Celsius de nacionalidad sueca en 1742 creó su propia escala de medición de temperatura: la escala Celsius.

Esta escala de medición de temperatura es la que se usa en la actualidad en el termómetro. Esta va desde los 0 grados Celsius hasta los 100 grados Celsius. Siendo el grado 0 la temperatura de congelación y el grado 100 cuando el agua entraría en su proceso de ebullición.

No obstante, no fue sino hasta 1948, cuando la medición de temperatura Celsius fue nombrada como la medición oficial, en una conferencia internacional, que tenía por tema las medidas y el peso.

Lord Kelvin

Mientras pasabas los años, más escalas de medición de temperaturas con termómetro iban apareciendo. Además, los avances tecnológicos de la época hacían que cada vez se pudiera realizar más experimentos para determinar una calibración más exacta al medir la temperatura.

En 1848 en Escocia Lord Kelvin empezó a medir las altas temperaturas del calor. Así fue como se dio cuenta que había temperaturas más altas que las que los Celsius determinaron. Algo que Kelvin llamó temperatura Absoluta, que terminó siendo la segunda ley de la termodinámica.

En la escala de Kelvin la temperatura más baja se le conoce como el cero Absoluto, esta temperatura contempla la congelación del aire. El 0 absoluto de la escala de Kelvin serían en grados Celsius unos -273°C.

Termometro

Tipos de termómetros

Los termómetros han trascendido en la historia y ahora son una herramienta necesaria en todo hospital o en cualquier casa. Gracias a los avances tecnológicos hoy en día se puede medir la temperatura en tan solo segundos. Pero no siempre ha sido así y eso depende del termómetro. Veamos cuales son los tipos de termómetro que existen.

·        Termómetros de boca

El primer termómetro de boca fue el que Santorio creo en 1612, era de gran tamaño y carecía de una gran exactitud, además que tomaba mucho tiempo al realizar la medición. Algunos lo consideran el primer termómetro clínico.

Entre 1670 y 1780, hubo un grupo de médicos que utilizaban la medición de temperatura con el termómetro como método de diagnóstico. Y es que estos asociaron la temperatura corporal como un síntoma en la progresión de una dolencia. Sin embargo, en su mayoría los doctores de la época no usaban el termómetro.

·        Termómetro práctico

Mientras las ciencias médicas se volvían más frecuentes y respetadas, el uso del termómetro vio un aumento en su uso. Fue así como en 1867 el doctor Sir Thomas Allbutt creo un termómetro práctico que podía usar en sus consultas.

El diseño del termómetro era de 15 centímetros de largo y el tiempo para hacer la medición de temperatura era de «solo» 5 minutos, un gran avance en comparación de sus antecesores. Una de las grandes ventajas de este termómetro es que era portátil y fácil de llevar.

·        Termómetro de oído

El avance de la tecnología se hizo evidente cuando en 1984 David Phillips inventó el termómetro de oído. Estos termómetros convirtieron el proceso de medir la temperatura en una cuestión de tan solo segundos. Muy parecidos a los termómetros infrarrojos y con una muy buena calidad. Estos se usan comúnmente en la práctica clínica para la medición de temperatura corporal.

·        Termómetro Infrarrojo

El termómetro de infrarrojo puede medir la temperatura a distancia y sobre casi cualquier superficie. Este igual que el termómetro de oído puede medir la temperatura en tan solo segundos, aunque en ocasiones puede requerir de una calibración para obtener resultados más exactos. Este ha sido ampliamente usado, junto con el termómetro digital, en el curso de la actual pandemia mundial ocasionada por el coronavirus.

·        Termómetro digital

El termómetro digital es uno de los termómetros más usados igual que los infrarrojos. Estos tienen unos transductores, que a través de un sistema de circuitos electrónicos convierten los datos en números que será la medición de tu temperatura.

En realidad hay muchos tipos de termómetros. Incluyen termopares, termómetros Six’s, termómetros de mercurio en vidrio, termómetros infrarrojos, termistores, termómetros de varilla bimetálica, termómetros registradores, termómetros de cristal líquido, termómetros de gas, termómetros de resistencia y termómetros digitales.

Cómo funcionan los termómetros

La mayoría de los termómetros funcionan con la dilatación térmica del metal. Algunos metales, tienen diferencias de grado entre sí, así cuando son expuestos al calor estos se dilatan, el mercurio es el metal más sensible a la temperatura ambiente. Es por esto que la mayoría de los termómetros fueron fabricados de mercurio. Con su fácil dilatación es que nos permite ver una escala numérica de la temperatura.

El termómetro, un invento que cambió la historia

Sin duda el termómetro tiene una historia interesante que tiene más de 500 años, y hoy en día se puede obtener la temperatura en tan solo segundos. Pero es gracias a todos los científicos y pioneros que usando su ingenio inventaron en conjunto uno de los inventos que cambio la historia.

Desde Galileo Galilei con la invención de su termoscopio, pasando por Santorio y el primer termómetro, y sus mejoras con las diferentes escalas de temperatura. Hasta hoy en día donde existen muchas variedades de dispositivos para medir la temperatura y todos con bastante exactitud.

Hoy en día es fundamental saber la temperatura de todos los aspectos de la vida, desde la temperatura de una comida, hasta la temperatura de una casa y todo esto es gracias al termómetro.


Si te gusta este post, compártelo con tu amigos
Mou D. Khamlichi

Mou D. Khamlichi

Autor

Contenido Relacionado

Más contenido creado por nuestros autores